senderos de extremadura

Mérida, Un patrimonio histórico que se adapta al nuevo siglo.


[Establecimientos de Mérida en ALEX]

Puente Lusitania     La riqueza monumental de Mérida es un hecho evidente. Desde su fundación en el siglo V a.C. su espacio urbano ha ido acumulando vestigios de las más diversas culturas: paleocristiana, visigoda, musulmana, cristiana o romana, por los que es más conocida. Toda la ciudad es un gran yacimiento arqueológico, el más importante del mundo romano en España. Es difícil encontrar hoy un conjunto igual -si no es en la misma Roma- que ha sido catalogado por la UNESCO Patrimonio de la Humanidad.

Arco de Trajano     Mérida ha sido desde sus orígenes centro administrativo, jurídico, económico, militar y cultural y así lo atestiguan las construcciones de espectáculos públicos, algunas de ellas, como el Teatro o Anfiteatro, que son hoy sede del Festival de Teatro Clásico más importante del verano español, o la más actual del Museo Nacional de Arte Romano, obra de Rafael Moneo y que es un motivo más para visitar la ciudad, como atestiguan los cerca de tres millones de visitantes que han pasado por él desde su apertura, convirtiéndole en uno de los cuatro museos españoles más visitados.

      De Mérida partían nueve calzadas principales, que la comunicaban con las más importantes ciudades de Hispania, la más interesante la Vía de la Plata. Encrucijada de caminos del occidente peninsular, la situación geográfica de la capital extremeña sigue siendo envidiable. En el centro mismo de la Autovía Madrid-Lisboa, a poco más de 300 kilómetros de ambas capitales, Mérida forma parte de la futura Autovía Ruta de la Plata, que unirá a la España del Norte y del Sur, y lugar de paso de otro eje importante como será el Lisboa-Valencia. Esta modernización del sistema de comunicaciones ha propiciado el creciente desarrollo industrial, con el consiguiente emplazamiento de nuevas empresas, aunque la Mérida de hoy se ha decantado como una ciudad de servicios y centro administrativo, además de foco cultural y turístico.

     Pero, además de su prestigio como ciudad monumental, Mérida tiene mucho que ofrecer en cuanto al turismo natural y ecológico, ya que en su extenso término municipal, la naturaleza se manifiesta todavía en todo su esplendor, con áreas de bosque mediterráneo y sus características dehesas de encinas y alcornoques.

Templo de Diana     Para los amantes del turismo rural existe otra ruta, la de los Pantanos, que puede visitarse partiendo de Mérida, empezando por los parajes de Cornalvo y Proserpina donde, además de la flora y fauna autóctona se puede contemplar una de las mejores obras de ingeniería romana, los embalses del mismo nombre.

     La Vía de la Plata, que se intenta revitalizar desde los ayuntamientos de Astorga y Mérida, es la ruta que recorría la antigua calzada romana, que servía de unión entre todo el oeste peninsular.

CONGRESOS Y FIESTAS

     La Mérida actual se ha convertido en una ciudad moderna que conjuga las necesidades y prioridades de una ciudad de servicios con la monumentalidad de su pasado y tradiciones. Éstas son un atractivo más para el turista; como la feria chica o de los gitanos (alrededor del 12 de octubre); la Semana Santa, declarada de Interés Turístico Regional; la Mártir Santa Eulalia, patrona de la ciudad (10 de diciembre) o los Carnavales.

     En los últimos años Mérida se descubre además como Ciudad de Congresos y su importancia se verá acrecentada con la inauguración en este año de un Auditorio o Palacio de Congresos.

Puente Romano     El sector de la restauración también intenta ponerse al nivel que la capital de Extremadura merece, potenciando y recuperando la gastronomía popular de Mérida y su comarca. Destacar en este sentido los productos derivados del cerdo, los platos de caza, caracoles, espárragos trigueros o la tradicional caldereta.

 

 

TURISMO RURAL EN MÉRIDA

     Mérida acaba de ser distinguida por la Secretaría General de Turismo como una de las 12 ciudades españolas con la oferta cultural como "producto turístico estrella", debido a la gran oferta monumental que ofrece una ciudad donde la historia ha dejado su huella no sólo en ella sino también en toda su comarca.

Presa de Cornalvo     De ahí que en la zona lindante a la capital autonómica se hayan levantado en los últimos años varios establecimientos rurales, como una alternativa más al hotel de ciudad, del que Mérida está bien surtida ya que es la ciudad extremeña con más plazas de cuatro estrellas y la primera que tendrá un hotel de cinco este mismo año de 2.002.

     Para los amantes de la naturaleza las posibilidades que ofrecen los alojamientos rurales son muchas. Sus inquilinos van a poder disfrutar de un amplio abanico de actividades, desde paseos en caballos que los propietarios de las casas ponen a disposición de sus huéspedes hasta senderismo, cacerías, excursiones en bicicleta, pasando, cómo no, por las obligadas visitas a las ciudades cercanas, entre las que se encuentra Mérida.

     Para aquellos que prefieran las comodidades, son muchas las que tienen estos alojamientos rurales, puesto que cuentan con toda clase de lujos como aire acondicionado, piscina o televisión digital, y todo ello por precios que oscilan entre los 36 y 126 euros.




© Senderos de Extremadura, 1999.
Queda prohibida la reproducción de la información gráfica y escrita sin autorización del editor

Volver al índice
[Volver al sumario] [volver al índice general]